El intenso ritmo que generan las actividades diarias nos lleva a aguardar, con gran expectativa, las pausas que ofrecen los momentos de relax. Para ellos, este vino resulta ideal para acompañarlos.

Para los encuentros y salidas especiales de este Invierno 2019, los vinos con más cuerpo y estructura son grandes complementos. En este sentido, sugerimos el Luigi Bosca · Malbec · Terroir Los Miradores.

Para la elaboración de este vino, se plantaron en la Finca Los Miradores, a 1.150 msnm, tres selecciones masales de Malbec provenientes de otras fincas de la familia y se eligió la población que logró la mejor expresión. Luego de una década, las vides se han asentado en su terroir y han logrado un perfecto equilibrio para dar uvas de excelente calidad. La textura del suelo es franco-limosa en superficie y hasta los 30-40 centímetros y, en profundidad, aparecen cantos rodados de pequeño diámetro que se alternan con piedras de tamaño grande, ideales para una óptima infiltración del agua, lo que per­mite una mayor exploración de las raíces en profundidad.

Es un vino que refleja el espíritu de un viñedo nuevo. De color rojo violáceo profundo y brillante, sus aromas son intensos y concentrados, con notas de frutos del bosque, especias y hierbas frescas. En boca es voluptuoso y consistente, con taninos vivaces y buen agarre. De paladar franco y expresivo, con carácter, tipicidad y un final tan persistente como refrescante. Es un tinto moderno con personalidad y potencial para ganar complejidad con la guarda.

El precio sugerido al público es $900.